CIUDAD DE MÉXICO, 5 de febrero de 2016.- Académicos del Instituto de Investigaciones Jurídicas (IIJ) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) realizaron una revisión técnica de la Constitución Mexicana con el propósito de optimizarla, para hacerla más clara en su redacción y estructura.

El ejercicio, se informó en un comunicado, denominado La Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Texto Reordenado y Consolidado, no altera las normas ni el pacto político que la sustenta, pero sí da como resultado una Carta Magna más accesible, coherente y entendible para el común de las personas que son sus titulares legítimos, afirmó el director del IIJ, Pedro Salazar Ugarte.

Indicó que se propone trasladar parte del contenido de la Constitución a un estatuto que aún no existe y se denominaría Ley de Desarrollo Constitucional (LDC), que sería complementaria, contendría las leyes reglamentarias del texto constitucional y tendría la misma jerarquía normativa que nuestra norma fundamental.

La nota completa aquí:
Quadratín México