OAXACA, Oax., 17 de abril de 2019.- El arzobispo de la Arquidiócesis de Antequera, Pedro Vázquez Villalobos, ungió este Miércoles Santo a más de 100 personas enfermas en la Catedral de Oaxaca.

El arzobispo celebró la misa de unción de los enfermos, en la que pidió por la sanidad de todos y comparó esta petición con la que realizó Jesucristo:

“Señor quítame esta enfermedad, que deje de sufrir, ya no soporto este dolor, sobrepasa mis fuerzas, dame la salud», leyó.

Pedro Vázquez dijo que así habla un hombre de fe que le está costando el sufrimiento, “así han hablado muchos de nuestros enfermos o nosotros pidiendo la salud”.

Señaló que así como a los hijos les duele ver sufrir las enfermedades de sus padres y a los padres les duele ver sufrir las enfermedades de los hijos, también a Jesucristo le costó trabajo aceptar el sufrimiento, por ello la expresión: “Padre aparta de mi este cáliz de dolor y sufrimiento”.

El Arzobispo de Antequera-Oaxaca realizó la unción del óleo santo a más de 100 enfermos que llevaron a la catedral de Oaxaca, mencionando que si es la voluntad de Dios, se curarán de sus males.