MORELIA, Mich., 17 de octubre de 2019.- Alfonso Durazo se escucha seguro y convencido del papel que le asignaron en la Cuarta Transformación, y por ello advierte que aunque no escogió la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, “debo decir que la acepté, y al aceptarla lo hago con todo el nivel de seriedad, responsabilidad y formalidad que implica”. Y, acto seguido, conjura las especulaciones: “el 21 está muy lejos, y aún lejos está Sonora. Ya quisiera yo tiempo para dormir, no para estar pensando en la Gubernatura”. No se hace bolas y evoca: “coincido con lo que dice el presidente López Obrador: quien esté pensando en futuras responsabilidades de carácter político, que deje de una buena vez la responsabilidad y se vaya a construir posibilidades en esos espacios políticos a los que aspira. Yo estoy al cien, al mil en la tarea de cumplir con la responsabilidad a la que me invitó el Presidente de la República”.

El titular de la SSPC dialoga vía telefónica con Quadratín. Apenas unas horas atrás ocurrieron los hechos violentos en Aguililla, Michoacán, y Tepochica, Guerrero, que arrojaron 13 policías estatales y 15 civiles armados muertos, respectivamente. “Creo que esos acontecimientos tan dramáticos no necesariamente descalifican la validez de que el Gobierno de la República cuente con un instrumento como la Guardia Nacional para combatir la inseguridad”, pues la nueva institución —con cinco meses de operación— ni ha crecido en la dimensión que se requiere porque necesita tiempo, ni ha tenido tiempo para madurar institucionalmente.

En paralelo, explica, estamos impulsando el fortalecimiento de las policías estatales y municipales y, aunque no nos guste escucharlo, esto va a llevar tiempo. Si el proceso de descomposición del país que llevó los parámetros o indicadores de inseguridad a niveles históricos es producto de un proceso de décadas, de sexenios, no lo vamos a resolver de un día para otro. Sería irresponsable plantearlo desde esos términos. “Lo que sí puedo decir es que no hemos perdido un solo minuto de nuestro esfuerzo para generar las condiciones que nos permitan mejorar la seguridad en el país. Ya tenemos la Guardia Nacional, modificamos el artículo 19 constitucional para cerrar la puerta giratoria, al ampliar de nueve a 17 los delitos que ameritan prisión preventiva; hemos mejorado la Ley de Extinción de Dominio para facilitar el aseguramiento de bienes y recursos del crimen organizado”, recapitula.

La nota completa aquí:
Quadratín Michoacán