Realizan investigaciones políticas contra los funcionarios que permitieron el huachicoleo, pero sólo han caído pececillos dorados, cuando los tiburones están libres

* López Obrador decisión política para frenarlo

* Detenidos en Pemex; ningún externo

* Playa del Carmen, paraíso seguro

El mal no está en tener faltas, sino en no tratar de enmendarlas. Confucio 551-479 a. C.; filósofo y teórico social chino

CIUDAD DE MÉXICO, 11 de enero de 2019.- Andrés Manuel López Obrador tomó la decisión política de acabar con el brutal robo de combustible que arroja pérdidas por más de 3 mil millones de dólares al año a la paraestatal Petróleos Mexicanos.

En la campaña presidencial que ganó Enrique Peña Nieto, fue informado del crecimiento exponencial del problema en varias regiones del país, especialmente en el ducto que viene Minatitlán a la Ciudad de México. Precisamente el que hace un par de días AMLO mencionó que había una fuga importante.

Atrás del robo de combustible se encuentran miles de personas y mafias que tienen sometidos a poblados enteros, mediante el terror de las armas y la complicidad del dinero con que venden los combustibles robados.

Desde aquella época recibía información de los políticos afines a su candidatura, ahora como Presidente de la República, los datos son generados por los servicios de inteligencia del Gobierno Federal, a través de la Sedena, Marina, Pemex, Gobernación, entre otras dependencias que están enfocados por instrucción de AMLO en profundizar en la problemática que implica la defensa de la paz social y la seguridad del Estado (habitantes, territorio e instituciones).

Los gobiernos de Ernesto Zedillo, quien abrió las puertas al huachicoleo, hasta Enrique Peña Nieto, pasando por los panista Vicente Fox y Felipe Calderón, dejaron crecer el saqueo de la riqueza de los mexicanos; esto, sin expresiones chauvinistas.

Sin embargo, ninguno de ellos se hará responsable ni política, ni jurídicamente de este gran cochinero que dejaron, corrompiendo a decena de miles de familias que encontraron una forma de salir de la miseria: sacando combustible de las albercas, como esclavos de delincuentes organizados, o vendiendo gasolina.

El gobierno de López Obrador tiene información de empresas consideradas grandes consumidoras de combustible que compraban hasta la mitad de su precio a pipas enormes gasolina, diésel y hasta turbosina. Sabe los nombres de esas empresas y los empleados, pero no han girado órdenes de aprehensión en su contra.

Además, tanto el Sindicato de Petroleros de Carlos Romero Deschamps, quien alguna vez nos mencionó en su paso por el Senado que el problema era incontrolable, así como altos funcionarios de la Secretaría de Energía y Pemex, que van desde el titular de Sener hasta varios directores de la paraestatal durante el panismo y el priismo, no han sido llamados a declarar.

Es más, no se conoce de una averiguación previa federal que investigue ese saqueo en términos generales. Tampoco, el Poder Legislativo, en uso de sus facultades inició también sus investigaciones políticas contra los funcionarios que permitieron el huachicoleo.

Por si fuera poco, sólo han caído pececillos dorados, cuando los tiburones están libres. Este tipo de delitos de alto impacto a la sociedad y las finanzas públicas no se realiza sin la complicidad de políticos de muy alto vuelos.

PODEROSOS CABALLEROS: Pese a hechos de violencia y asesinatos ocurridos últimamente en Playa del Carmen, en Quintana Roo, se mantiene como un paraíso caribeño seguro.

La violencia se desata en zonas periféricas y la región turística está completamente protegida por la policía municipal. La alcaldesa de Morena, Laura Beristaín mantiene el control del municipio, pese a que el jefe de la policía estatal se niega a apoyarla.

La zona hotelera del municipio de Solidaridad, está completamente seguro y los turistas pueden llegar y hospedarse con la confianza de pasar unas vacaciones en paz.

Se mantienen las consultas sobre la Guardia Nacional. Hay gobernadores como Francisco Domínguez de Querétaro, que están preocupados por que el gobierno federal se quede con las policías auxiliares, ya que representan un enorme negocio para los políticos.

En el Estado de México el llamado Cusaem, que opera materialmente en todo el país con armas largas, tiene ingresos que no se reportan a la Tesorería estatal, por 1,200 millones de pesos anuales.

Nicolás Maduro, presidente de Venezuela, gritó “Que viva México!, en su enésimo discurso de toma de protesta como presiente de esa nación sudamericana. Aplaude al único país que no le exigió respeto a los derechos humanos de los venezolanos.

RESPONSABILIDAD SOCIAL CORPORATIVA: Corona, la marca de cerveza mexicana, bajo el liderazgo de Bill Newlands, estará presente en eventos como «Esto es Tulum», «Day Zero» y «Paax & Love» para promover el uso de vasos biodegradables para reforzar su compromiso con el medio ambiente y así, mantener las playas de México y el mundo libres de plástico.

Además, mantendrá en circulación los aros libres de plástico en los empaques de six pack de venta en Tulum durante todo el 2019.

poderydinero.mx

[email protected]

@vsanchezbanos