OAXACA, Oax. 28 de julio de 2020.- La intensa actividad de lluvias y ciclones, son parte de la causa de que el fenómeno de la canícula se haya retrasado, lo que implica un beneficio para la recuperación de mantos freáticos y el sector de la agricultura.

De acuerdo con el meteorólogo de la Coordinación Estatal de Protección Civil de Oaxaca (CEPCO), Cutberto Ruiz Jarquín el periodo canicular se esperaba para la segunda quincena de julio, sin embargo todavía el fenómeno que lo genera, que es la alta presión, todavía no aparece en el Golfo México.

El meteorólogo sostuvo que aún faltan tres meses de periodo de ciclones, por lo que lo que sucedió con Hanna en el norte del país es un indicativo de cómo va a estar la actividad ciclónica en lo que resta de la temporada.