OAXACA, Oax., 17 de septiembre de 2019.- Homologar los criterios en base a los lineamientos y estándares legales en que se fundan las y los juzgadores para emitir una resolución bajo el estricto respeto a los derechos humanos, es eje fundamental del plan de trabajo de la titular del Poder Judicial del Estado (PJE), magistrada María Eugenia Villanueva Abraján.

En este sentido, la Escuela Judicial, a través del uso de las nuevas tecnologías, impartió a personal jurisdiccional el curso en línea “Control de Convencionalidad: El Rol del Poder Judicial y el Acceso a la Justicia”, organizado por el Poder Judicial del Estado de México en coordinación con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y dirigido a juezas y jueces latinoamericanos.

Durante el enlace, donde participaron simultáneamente los Poderes Judiciales de Campeche, Jalisco, Tlaxcala, Querétaro, Nuevo León y Oaxaca, el jefe de la oficina de asesoría especializada de la Comisión, doctor Mario López Garelli, destacó la trascendencia actual de reconocer, respetar y hacer valer los derechos de las personas, objetivos que dieron vida a diversos tratados y convenios internacionales.

“El concepto de derechos humanos es vinculado de manera indisoluble a la democracia. Un sistema democrático no puede existir sin el respeto de los derechos humanos. La base de cualquier sistema de derechos humanos, en el ámbito regional, nacional, universal es el principio de la no discriminación”, expuso el especialista durante su intervención con el tema “Introducción al derecho internacional de los derechos humanos y la responsabilidad estatal”.

Agregó que existe un reciente debate sobre si la determinación de una Corte afecta la soberanía de un estado, lo cual desde su perspectiva no sucede, ya que cada país decide libremente ser parte o no de estos acuerdos; sin embargo, cada entidad federativa tiene la obligación de generar acciones positivas para que las personas puedan gozar libremente de sus derechos, los cuales son universales, interdependientes e indivisibles.

“Si se le priva a una persona del derecho a la educación básica, esto posiblemente termine afectando su derecho de acceso a la justicia, por desconocimiento de esos mecanismos de protección que tiene a su disposición”, ejemplificó el integrante de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

Además de la participación del doctor Mario López, la jornada de capacitación de cuatro horas, incluyó la exposición del integrante de la CIDH, Adrián Lengua Parra, quien habló sobre la responsabilidad que tienen los 24 estados integrantes de la Comisión en respetarla y hacerla valer, pues de lo contrario violentan el derecho más básico de una persona: la dignidad, que se basa en el respeto de todo ser humano por el simple hecho de estar vivo.

Con estas acciones, el Poder Judicial fortalece lazos con sus homólogos a nivel nacional y con organismos internacionales, lo cual abona en la profesionalización de las y los funcionarios judiciales para que puedan actuar conforme a la regla universal de respetar y hacer valer los derechos de cada individuo, en especial, el acceso a la justicia.