Jamiltepec, Oax. 23 de septiembre de 2010 (Quadratín).-Más de quince pacientes de entre 6 y 68 años de edad, se encuentran internados en el hospital regional de Santiago Jamiltepec por presentar cuadros severos de dengue hemorrágico, ante esta lamentable situación que se ha vuelto incontrolable en esa demarcación costeña, las autoridades municipales encabezadas por el profesor Prisciliano Ramírez García y principalmente del sector salud, han pretendido ocultar “la epidemia por dengue” que día con día asola en esta municipalidad.
Fuentes extraoficiales que laboran en la unidad hospitalaria denunciaron que en el área de consultas diariamente llegan pobladores –entre niños y adultos- presentando síntomas de dengue clásico y algunos de hemorrágico.
“Tanto aquí como en clínicas particulares se atienden muchos pacientes, los enfermos por dengue hemorrágico son internados de manera inmediata, éste grupo de pacientes representa la tercera parte de los encamados”, dijeron.
Lo lamentable es que en dicha unidad hospitalaria afiliada al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) de 45 camas, no se puede ofrecer una “atención de calidad” debido a que no cuentan con recursos indispensables para combatir la enfermedad, la cual, de no tratarse a tiempo o con medicamentos adecuados, podría causar la muerte; “No contamos es con suero, plasma, sangre o precipitados que se requieren para el cuidado de estos enfermos”.
Hay que resaltar que hasta ahora no se han reportado decesos por falta de atención médica, sin embargo a las afueras de hospital se pueden apreciar infinidad de familiares esperando noticias de sus pacientes; “Desde el pasado fin de semana mi sobrino está internado aquí, hay muchos enfermos, muchos paisanos están siendo curados del dengue hemorrágico”, agrego Teófila García Martínez.
Empleados del hospital que solicitaron sus anonimato por temor a represalias y familiares de los pacientes, agregaron que ni el director general, doctor Gustavo Jiménez Montes, ni el presidente municipal, Prisciliano Ramírez, han tomado cartas en el asunto para frenar este mal que ya se ha convertido en una epidemia, señalaron que son nulas las acciones de prevención como patio limpio, descacharrización u otras medidas.
Sin embargo de manera aislada se pueden apreciar grupos de mujeres del programa “Oportunidades” barriendo algunas calles, aunque eso es insuficiente porque el dengue se ha disparado de manera alarmante afectando grupos vulnerables de esa demarcación costeña; las autoridades administrativas y del sector salud no han querido reconocer la epidemia por dengue para no causar psicosis entre los jamiltepenses.

Foto: Internet