OAXACA, Oax. 18 de febrero de 2015.- Un grupo de trabajadores de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) en Oaxaca cerraron sus oficinas para demandar la salida del subdelegado de Administración, Martín García Recillas a quien acusan de tratarlos de manera prepotente.

Reportaron que son 200 empleados quienes decidieron parar actividades para exigir que este funcionario sea removido de su cargo porque su actitud afecta el servicio que brinda la dependencia.

El secretario general de la Sección 19 del Sindicato Nacional de Trabajadores de Sedesol, Marco García, señaló que le han llegado varias quejas de manera verbal, situación que impide que los trabajadores se desempeñen de manera óptima en sus funciones porque hay descontento emocional.

Entre las irregularidades que han registrado se encuentra que este funcionario deposita dinero a los trabajadores para que compren material a proveedores, cuando eso está prohibido.

Señaló que para realizar trámites correspondientes a sus áreas les pide a los empleados de base y confianza varias firmas y un proceso tedioso, lo que afecta el tiempo de respuesta de los mismos.

Dijo que ante esta actitud prepotente decidieron protestar y cerrar las oficinas hasta que las autoridades remuevan a Martín García Recillas, ya que no cumple con los objetivos de la Sedesol.