OAXACA, Oax., 14 de abril de 2019.- El arzobispo de la Arquidiócesis de Antequera, Pedro Vázquez Villalobos inició los ritos de la Semana Santa con la misa del Domingo de Ramos en la Catedral Metropolitana de Oaxaca, donde lamentó que todavía en los tiempos actuales «se sigue encarcelando al inocente y dejando fuera al culpable».

En la misa en la que se recuerda la entrada triunfal de Jesús en Jerusalén, señaló que vivimos en una entidad donde se acostumbra a gritar, perderse entre la masa y todavía es costumbre cargar a otros culpas, como «chivos expiatorios».

Llamó a vivir y a defender la verdad y no con un Evangelio a medias. «No te identifiques con Judas que vendió a Jesucristo con un beso, ni tampoco  con el apóstol Pedro que lo negó tres veces», expresó en su homilía.

Agregó que la Semana Santa en una oportunidad para reflexionar y comprometerse como integrante de la sociedad y de una familia, siempre pensando en el bien.

Previo a la misa, en el templo católico de San Felipe Neri, el arzobispo realizó la bendición de Palmas y partió acompañado de los feligreses en procesión hacia la Catedral, entre cantos y el sonido de las campanas.