• Música de paz a gobernadores: nómina educativa a tiempo
  • Y ellos confirman ufanos: el ciclo escolar comenzó sin paros

CIUDAD DE MÉXICO, 27 de agosto de 2019.- Maniobras en la Cámara para sentar reales morenistas.

Los conflictos no alcanzarán el nivel del Senado como escenificaron Martí Batres y Ricardo Monreal.

Pero allá se darán varios pasos para acallar la presión de Acción Nacional (PAN) por la presidencia de San Lázaro y para algo más.

Las cosas marchan con esta dinámica: Porfirio Muñoz Ledo repetiría un año más como presidente, pero habría una maniobra para desplazar al PAN como segunda fuerza y debilitar su exigencia.

El Partido de la Revolución Democrática también pasaría a ser víctima de esta estrategia liderada por el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

Algunos diputados de Morena se pasarían al Partido del Trabajo (PT) para convertirlo en segundo en número de legisladores en San Lázaro y con derechos mayores al PAN.

Y al Partido Verde Ecologista de México se (PVEM) se le fortalecería con la suma de ex perredistas –se habla de Héctor Serrano y el ex coordinador Ricardo Gallardo- para mandar a su ex partido a la cuarta posición.

Quieren el control absoluto, pese a la protesta azul.

GOZO DE GOBERNADORES

Les pareció voz celestial.

Escucharon cuanto han rogado siempre, desde hace sexenios: recibir a tiempo de los recursos para la educación de sus respectivos estados.

Porque, lo han denunciado varios gobernadores, es la mayor partida de los presupuesto estatales y cuando no llega el dinero federal lo pagan de muchas maneras.

La principal es con protestas callejeras, bloqueos e inclusive asaltos a instituciones públicas, o con distracción de fondos sociales para contener al magisterio.

Se han quejado en muchos tonos.

Los más enérgicos en fecha reciente son el guerrerense Héctor Astudillo y el michoacano Silvano Aureoles, quienes no ven la hora de entregar la educación al gobierno central.

A su voz fuerte ya ha contestado la federación con la promesa de centralizar la nómina para uniformar salarios, catálogos y prestaciones.

Quien sabe si lo logren, porque han enviado propios a la Secretaría de Educación Pública (SEP) y los mensajeros regresan frustrados tras recorrer oficinas sin respuesta.

-Nadie sabe nada. Dicen que es un asunto presidencial y ya –reportan.

Ayer querían saber algo más, pero el tema no fue abordado en la reunión con el secretario Esteban Moctezuma.

YA NO HUBO PAROS

Esteban Moctezuma tuvo, en cambio, otras buenas noticias.

Ya habló donde el poder político y económico y hay el compromiso de no retrasar más la entrega de dinero para el pago del magisterio.

La nómina, pues.

La oncena de gobernadores presentes sonrió complacida.

De esa manera ya no desfasarán su gasto, el curso escolar iniciado ayer seguirá con normalidad y, es de esperarse, ya no habrá paros.

Al menos no por esa causa, donde las mayores cargas político-educativas están plenamente identificadas donde tiene base la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

Son conocidos los estados: Oaxaca, Michoacán, Guerrero y Chiapas, por lo cual los más esperanzados son respectivamente Alejandro Murat, Silvano Aureoles, Héctor Astudillo y Rutilio Escandón.

Los cuatro mandatarios estatales reportaron un dato satisfactorio: en esas entidades no hay paros y se abrieron con normalidad las escuelas de enseñanza básica.

Debe ser cierto, pues el secretario Esteban Moctezuma les confirmó la apertura de 88 por ciento de las escuelas.

El 12 por ciento continuará normalizándose en horas o días, agregó.