OAXACA, Oax., 11 de febrero de 2018.- El arzobispo emérito de la Arquidiócesis de Antequera Antequera- Oaxaca, José Luis Chávez Botello señaló que termina su cargo con alegría y se retira tranquilo. “Los frutos que se dejan los verá la comunidad cristiana y las principales dificultades unos las tiene ante el Señor. No quiero ser juez de mí mismo”, dijo en conferencia de prensa. Chávez Botello expresó su felicitación a monseñor Vásquez Villalobos y aseguró que “quienes lo conocemos y tratamos desde hace más de 25 años palpamos su fe y disfrutamos de su sencillez, cercanía y capacidad de escucha”. Consideró que es el Pastor que requiere en este momento la Arquidiócesis de Oaxaca.